15 de agosto de 2008

Boulevard París…

I’m walking in the rain of Paris,
I don’t promise my love is true.


La ventana era lúcida
como la niebla que se posa sobre los cardenales
seleccionados por el hierro al blanco.

El fuego
yacía en las lenguas de hojas que
se entregaron a la vida eterna
del árbol perenne.

En París llueve,
acá el sol congela
como los días de nieve cálida.

En París llueve,
por la mariposas que vuela de flores muertas.
Mi entropía vuela
imitando a una energía débil fotónica-lítica.

Es difícil salir al sol,
es difícil salir al mar,
es difícil salir y ver la verdad,
es difícil salir de una caverna
de hielo y fuego colérico
de aire y movimiento petrificado.

Cápsula entálpica,
agujero negro de sueños
de luz que huye despavorida
desde un París de lágrimas lluviosas.
Publicar un comentario